14 feb. 2019

Autoridades enfatizan que no se aceptarán asentamientos ilegales

Jueves 14 de Febrero de 2019.- Como parte del trabajo del Gobierno del Presidente Sebastián Piñera, relacionado al resguardo del patrimonio fiscal, el gobernador Manuel Corrales, la seremi de Bienes Nacionales Carla Guaita, el director del SERVIU Rodrigo Maturana, Carabineros y la Policía de Investigaciones, fiscalizaron los asentamientos ilegales emplazados en Alto Andacollo tras una denuncia la comunidad, encontrando además trabajadores y maquinaria pesada realizando movimiento y emparejamiento de tierra en sectores de riesgo.

Al respecto, el gobernador provincial, enfatizó que “recibimos la denuncia que se estaba haciendo un trabajo de emparejamiento  de la quebrada en forma totalmente irregular e ilegal y quisimos venir a terreno junto con la seremi y el director del SERVIU, donde hemos constatado que se ha hecho un trabajo, y que no queremos que se sigan instalando estas viviendas ilegales. Por lo mismo, es que estamos aquí y les hacemos el llamado a que no se instalen, menos durante este fin de semana, porque retiraremos los materiales que utilicen en forma inmediata en un trabajo mancomunado entre SERVIU, Bienes Nacionales y Carabineros”.

En esta misma línea, la seremi de Bienes Nacionales, señaló que “reiteramos el llamado a no instalarse en terrenos fiscales sin contar con la autorización de la Seremi de Bienes Nacionales, y que en casos como estos, ésta autorización no existirá, dado que, están emplazados en una zona o lugar, donde hay un riesgo inminente. Se entiende, que existe una necesidad de habitar, pero lamentablemente, hay procedimientos y normativas que tenemos que cumplir, así como también respetar a quienes llevan tiempo esperando por una oportunidad habitacional”. 

Cabe indicar que, a través de los años, Bienes Nacionales ha efectuado la entrega de terrenos al SERVIU hasta la cota 500 del cerro; esto, mediante transferencia gratuita de parte del fisco, siendo todos los terrenos superiores a esta cota correspondientes a terreno fiscal, incluidos los sitios eriazos colindantes, como cerros y quebradas.

Para finalizar, el director del SERVIU, detalló que “el año pasado se inició un programa de identificación de los campamentos, definidos en noviembre. Cualquier campamento que no quedó definido dentro de los polígonos levantados y georreferenciados no será parte de la atención que entrega SERVIU, a través de la línea de asentamientos precarios o campamentos. Esto implica que cualquier persona que se tome un terreno y que con ello pretenda saltar la fila o acceder a algún beneficio, no es posible. Los sectores ya están delimitados y se atenderá a las zonas coordinadas con Bienes Nacionales y comunicados oficialmente a los pobladores y dirigentes”.

Catastro de asentamientos en Atacama

En la región, hace 7 años, se catastraron 27 campamentos, con un total de 1.118 familias. Durante la primera etapa de catastro 2018, que significó un intenso trabajo de siete meses, con más de 150 profesionales en terreno en todas las regiones del país y que implicó consensuar datos, levantar información a través de una ficha digital y delimitar el polígono de área de cada asentamiento; se registraron 72 campamentos con 3.751 familias.

De los 72 campamentos, 16 forman parte del catastro 2011 los que actualmente se encuentran en Plan de intervención ejecutándose obras de urbanización, radicación o relocalización; a los que se suman 56 campamentos nuevos con 2.832 familias en la Región de Atacama; en las comunas de Copiapó (40), Chañaral (5), Diego de Almagro (5), Huasco (3), Vallenar (2) y Tierra Amarilla (1).



0 comentarios:

Publicar un comentario