20 nov. 2018

Tribunal Oral en lo Penal de Copiapó condena a 10 años y un día y 5 años y un día de presidio a autores de tráfico de drogas

Martes 20 de Noviembre de 2018.- El Tribunal de Juicio Oral en lo Penal de Copiapó condenó hoy –martes 20 de noviembre- a Luis Alberto Flores Valdés y a Freddy Francisco Torres Gómez a las penas efectivas de 10 años y un día de presidio y 5 años y un día de presidio, respectivamente, en calidad de autores del delito consumado de tráfico de drogas. Ilícito perpetrado en noviembre de 2017, en Copiapó.

En fallo unánime (rol 122-2018), el tribunal –conformado por los jueces Mauricio Pizarro (presidente), Marcelo Martínez y Rodrigo Cid (redactor)- aplicó, además, a Flores Valdés y Torres Gómez, las accesorias legales de inhabilitación absoluta perpetua para cargos y oficios públicos y derechos políticos y la inhabilitación absoluta para profesiones titulares mientras dure la condena; además del pago de una multa de 40 UTM (unidades tributarias mensuales) cada uno.

Una vez ejecutoriado el fallo, el tribunal dispuso que se proceda a la toma de muestras biológicas de ambos condenados para determinar sus respectivas huellas genéticas e inclusión en el registro nacional de ADN de condenados.

El tribunal tuvo acreditado, más allá de toda duda razonable, que el 20 de noviembre de 2017, aproximadamente a las 19:30 horas en la Ruta 5 Norte, kilómetro 773, comuna de Copiapó, funcionarios de la Sección OS-7 de Carabineros sorprendieron a bordo del vehículo station wagon, marca Toyota, modelo RAV4, placa patente GPFD-75, a Flores Valdés conduciendo y a Torres Gómez como acompañante, vehículo en el cual momentos antes transportaban tres sacos sintéticos de color naranja con manchas de líquido tipo petróleo en los que mantenían droga.

El tribunal acreditó que momentos antes de ser fiscalizados los acusados bajaron de la camioneta dichos sacos. Al proceder a la incautación y revisión de esos tres sacos, se encontró 72 paquetes contenedores de marihuana prensada y 28 paquetes contenedores de cocaína base. 

La marihuana que transportaban los acusados arrojó un peso bruto de 60 kilos 800 gramos, mientras que la cocaína base tuvo un peso bruto de 27 kilos 300 gramos, con un porcentaje de pureza que variaba entre un 13% a un 20%, según protocolos de análisis de ISP.



0 comentarios:

Publicar un comentario