16 oct. 2018

Conaf fiscaliza cambio de cobertura de bosque nativo en Alto del Carmen

Martes 16 de Octubre de 2018.- En una jornada nacional de fiscalización realizada por CONAF, se controló en terreno el cumplimiento de la legislación forestal vigente en el país en prácticamente todas las regiones, con lo que se totalizó un número de 47 comunas rurales catastradas, a nivel nacional. En la región de Atacama los fiscalizadores de Conaf realizaron una inspección predial en la localidad de Chollay, en Alto del Carmen. Allí se detectó un cambio de cobertura del bosque nativo que, se comprobó en terreno, fue producto de los aluviones del 2017. 

Con el fin de controlar los 192 puntos del territorio nacional que se encuentran ubicadas en zonas priorizadas de fiscalización que son lugares con una mayor actividad forestal, se coordinaron las distintas oficinas regionales de la institución  recordemos que en ellos el Sistema de Alerta de Monitoreo Satelital LEMU (bosque en Mapudungun) de CONAF, detectó cambios en la cobertura vegetacional, incluyendo cambio de uso de suelo (corta de bosques para otros fines). 

En relación a los resultados de la actividad en la región el director regional (s) Boris Burgos señaló que “a nivel nacional se revisaron en terreno intervenciones en polígonos que, de acuerdo al sistema muestran indicios de eventuales extracciones o cosechas forestales recientes, para lo cual los equipos fiscalizadores de CONAF contaron en terreno con el apoyo de drones institucionales, tecnología que, unida a la plataforma satelital y conectividad por internet a la base de datos que contiene los planes de manejo aprobados, nos permiten chequear in situ si dichas intervenciones en el caso de Alto de Carmen se detectaron cambios en 22 polígonos de una superficie de 21 ha ”. 

Por su parte, el Secretario Regional Ministerial de Agricultura, Patricio Araya, señaló que “realizar este tipo de catastros nos permite conocer exactamente cuál es la superficie árborea con la que cuenta nuestra región y de acuerdo a esa información realizar planes de manejo adecuados a nuestra realidad, asimismo damos cumplimiento a la normativa vigente”. 

Nuevas tecnologías

Con los tradicionales métodos de fiscalización en terreno, un equipo de fiscalizadores tradicionalmente no lograba revisar más 100 hectáreas en una jornada. Gracias a la visión en altura y de mirada espacial que nos otorgan los drones que CONAF ha adquirido para estas funciones, esperamos poder chequear solo durante la presente actividad las intervenciones que pudieran estarse produciendo en más de 5.000 hectáreas. 

A esto se suma el hecho de que el que el Sistema de Alerta de Monitoreo Satelital LEMU de CONAF permite salidas a terreno de gran efectividad, ya que cuando el contraste de las fotos satelitales de acceso libre que automáticamente está comparando a diario arroja un cambio en la cobertura vegetacional  de algún lugar del país, genera una alerta los fiscalizadores de la región, los cuales pueden inmediatamente contrastar lo informado con las bases de datos que la institución posee en relación a manejo de bosque previamente autorizado. 

Respecto del uso de drones, CONAF cuenta actualmente con 13 de estos equipos, distribuidos a los largo del país, llegándose a 15 en lo que resta del presente año, con una nueva entrega para las regiones más australes del territorio. A su vez, se ha capacitado a 30 fiscalizadores para su operación, en un proceso constante que ya tiene nuevas jornadas de instrucción en este 2018, con lo que la institución espera contar con al menos 65 profesionales de esta área preparados para operar el sistema para fiscalización. Es importante destacar que el uso del dron permite a personal de CONAF fiscalizar sectores de difícil acceso peatonal.



0 comentarios:

Publicar un comentario