30 ago. 2017

PDI Atacama desarticula organización dedicada a la comercialización de drogas

Personal de la Brigada Antinarcóticos y Contra el Crimen Organizado (Brianco) de la PDI de Copiapó detuvo a cuatro personas, tres hombres y una mujer, integrantes de una organización criminal que se dedicaba a la internación y distribución de droga en el país.

Los detenidos, dos de nacionalidad boliviana, ingresaban la droga a territorio nacional a través de la modalidad de “correos humanos”, con ovoides en sus estómagos, los que eran evacuados en una residencial de Copiapó para ser entregada a un transportista, quien finalmente se la pasaba a una mujer, quien la acopiaba en un inmueble ubicado en la capital de la región de Atacama.

La investigación de la Brianco copiapina permitió establecer el modus operandi de la organización, coordinando diligencias investigativas con la Fiscalía Local de Copiapó, logrando la completa desarticulación de ésta, además de la incautación de casi un kilo de clorhidrato de cocaína, 4 kilos y medio de cocaína base, además de una escopeta y munición; todo avaluado en $87 millones aproximadamente.

“Se efectuó una labor de análisis e inteligencia policial pudiendo ubicar a dos sujetos en una residencial, quienes estaban terminando el proceso de evacuación de la droga. Asimismo, amparados en la ley 20.000, se efectuaron diligencias para detener al transportista y posteriormente realizar una entrada y registro en un domicilio donde se detuvo a una mujer y se incautó más droga”, señaló el jefe de la Brianco local, comisario Cristian Chávez.

El comisario Chávez sostuvo que “el trabajo profesional y especializado de los Detectives permitió desbaratar esta organización criminal trasnacional que ingresaba una importante cantidad de droga al país, la que iba a ser distribuida y comercializada en la zona”.

El jefe policial agregó que “en lo que va del año se ha detenido a 18 sujetos con droga al interior de sus estómagos en Atacama. Los correos humanos, conocidos también como tragadores de ovoides, transportaban un total de 14 kilos de droga, avaluada en $210 millones aproximadamente”.

Por otra parte, el fiscal Gabriel Meza señaló que “este es un trabajo coordinado en el cual, a través de distintas fuentes, se está tratando de identificar organizaciones criminales. Lo importante de esto es que se logra desbaratar una organización en la ciudad de Copiapó que trasladaba droga desde el norte del país”.

"Debido a la gravedad de los hechos y a la solidez de los antecedentes aportados por la PDI se solicitó la prisión preventiva respectiva, esta fue otorgada por parte del tribunal, los dueños de la droga y las personas que acopiaban, son personas de Copiapó, son chilenos, quienes fueron detenidos”, agregó el fiscal.

El persecutor sostuvo además que “se utilizaron las diversas figuras que establece la ley 20.000, a través de entregas vigiladas, controladas, la sustitución de la droga, a través de un procedimiento profesional, serio y objetivo, se logró desbaratar esta organización criminal”.



0 comentarios:

Publicar un comentario