31 jul. 2017

Minvu anuncia plan que incluye reparación de viviendas patrimoniales

Lunes 31 de Julio de 2017.- Daños en viviendas, espacios públicos y calles, además de inundaciones y desborde de ríos dejaron las pasadas lluvias de mayo en la región de Atacama, más específicamente en las comunas de Chañaral, Diego de Almagro, Tierra Amarilla y Copiapó. En este contexto es que la ministra de Vivienda y Urbanismo, Paulina Saball, se trasladó hoy hasta la zona para anunciar el plan de reconstrucción que busca abarcar los daños urbanos y habitacionales provocados por el sistema frontal.

Durante la mañana la autoridad se reunió con los vecinos del sector de Las Heras, de Copiapó, algunos de ellos también afectados por las inundaciones ocurridas en 2015, y con los cuales se aplicará un subsidio especial de hasta 400 UF por tratarse de viviendas con carácter patrimonial. En la oportunidad la ministra les detalló el proceso, cronograma de trabajo y lo que este subsidio considera para cada familia. “Emprenderemos un programa que busca reparar las viviendas dañadas, pero cuidando y preservando su valor patrimonial”, explicó. Agregó además que “son 25 viviendas, en las cuales realizaremos un trabajo que tiene tres dimensiones; en primer lugar la reparación, en segundo lugar la preservación del patrimonio y en tercer lugar, y más importante, es que con el apoyo de la Escuela Taller Fermín Vivaceta, podamos capacitar a maestros de la región de Atacama que puedan recuperar el patrimonio de la construcción e instalar así una mayor presencia del patrimonio arquitectónico de la ciudad, no solo después de las catástrofes, sino como parte de una línea permanente de trabajo”, indicó.

Estas viviendas se suman a las otras 595 que resultaron con daño reparable y cuyas familias recibirán una Tarjeta de Banco Materiales de hasta 100 UF que les permitirá adquirir, de forma directa y en las ferreterías adheridas a este programa, los materiales para la reparación de sus hogares además de un apoyo en mano de obra. De esta forma, se totalizan en 620 las viviendas a reparar.

Tras la reunión sostenida con los vecinos, la intendenta de la región de Atacama, Alexandra Núñez Sorich, expresó su conformidad respecto de las soluciones ofrecidas. “Nos parece una iniciativa muy importante, no solo porque da cuenta de lo mejor de nuestro patrimonio, sino también de la participación activa que tendrán los vecinos en el proceso de reconstrucción, no solo de sus viviendas, sino que también de su historia. En esto, el Gobierno y particularmente el Minvu ha hecho un esfuerzo en ir buscando y adecuando las soluciones existentes a temas muy particulares”, indicó.

Vilma Ponce Cortés, una de las propietarias del sector Las Heras aseguró que “es muy importante que este barrio mantenga la esencia que tenía. Hay que conservar el cómo eran estas viviendas y no derrumbarlas para construir viviendas nuevas, sino que reparar lo que tenemos”.

Sobre la situación de las 274 viviendas que deberán ser repuestas, ya sea porque presentan daño mayor o están emplazadas en áreas de riesgo, la ministra Saball indicó las soluciones que se implementarán para estas familias, que se dividen en tres grupos.

“Tenemos 124 viviendas que vamos a reponer en el propio sitio de las personas porque tienen condiciones de seguridad que lo hace posible. Aquí también vamos a hacer una innovación para facilitar la vida de las familias” expresó la autoridad de vivienda. La reconstrucción en estos casos se concentrará en dos etapas; la primera fase busca generar una base con servicios básicos y un estar, para que las familias puedan recuperar su vida natural, y una segunda etapa, que considera la construcción del resto de la vivienda, hasta llegar a los 57 metros cuadrados.

Luego, existen otros 45 casos donde la solución para las familias contempla la asignación de un subsidio para que adquieran una vivienda construida, antigua o nueva, en cualquier localidad.

“Finalmente tenemos las 105 familias del sector de Algarrobo, Punta del Cobre y Cancha Carrera, en Tierra Amarilla, que deben relocalizarse porque se ubican en una zona consolidada de riesgo. Para este caso el Ministerio de Obras Públicas iniciará un proceso para reencausar el rio y nosotros, en paralelo, vamos a agrupar a estas familias en un comité para generar un proyecto habitacional adecuado a las necesidades y en el lugar más próximo que hemos encontrado” puntualizó la ministra.

Adicionalmente a las obras en materia de vivienda, la secretaria de Estado señaló que se repondrán los espacios públicos dañados como son el Parque Paipote, en Copiapó, la plaza Hoschild y Barrio 22 Agosto de Chañaral, además de pavimentar y dar solución de encausamiento de aguas lluvias a sectores como Villa Copayapu.

“Esperamos trabajar con premura, con mucha coordinación, asumiendo los aprendizajes que nos han dejado los anteriores procesos de reconstrucción y con una relación muy directa con las personas y comunidades, para que lo que hagamos no solamente sea adecuado desde el punto de vista de la seguridad, sino que también pertinente desde el punto de vista de la necesidad de cada familia”, finalizó la ministra Saball.



0 comentarios:

Publicar un comentario