5 may. 2017

Sofía Cid por Ley de Inclusión: “Atacama será duramente golpeada con esta improvisación”

Viernes 05 de Mayo de 2017.- Preocupación manifestó la ex consejera regional y ex seremi de Economía, Sofía Cid, ante la situación que actualmente atraviesan miles de familias a nivel nacional y regional debido a la polémica Ley de Inclusión, iniciativa legal impulsada por el actual Gobierno, que busca eliminar el copago y la selección en la educación particular subvencionada. 

Y es que el próximo 30 de junio vence el plazo para que más de 5.000 instituciones de educación particular subvencionada, en todo Chile, informen al Ministerio de Educación cuál será su condición de funcionamiento desde el 2018, es decir, si continuarán como establecimientos particulares subvencionados, si cerrarán definitivamente sus puertas a la comunidad o si se incorporarán al sistema privado. 

Para la ex consejera regional de Atacama, un escenario “que preocupa e indigna al mismo tiempo”, pues al finalizar el mes de abril, 113 colegios a nivel nacional decidieron dejar de funcionar este año escolar, mientras que 106 establecimientos optaron por pasar al sistema particular pagado. 

“La eliminación del copago y de la selección, medidas que impone esta nueva y mal llamada Ley de Inclusión, no se relacionan directamente con la calidad en la educación que los sostenedores entregan a nuestros niños. Y la razón de ello es porque son medidas completamente ideologizadas y demagógicas. Este Gobierno no ha tenido escrúpulos para improvisar, y esta reforma es otro ejemplo de ello”, expresó Cid.

A nivel regional, los efectos de la Ley de Inclusión ya se vislumbran como “muy complejos”, según detalló la ex Core, puesto que, solo en Copiapó, existen cerca de 2.000 niños de situación socioeconómica vulnerable que se encuentran becados en colegios que el próximo año funcionarán como establecimientos particulares. “Hoy, las familias de esos alumnos no pagan por educarlos, pues reciben subvención y becas. Pero, lamentablemente, los colegios que educan a esos niños no pueden ajustarse a la nueva normativa, ellos pasaran al sistema particular pagado. Por ende, no podrán mantener las actuales becas y esos niños deberán buscar otros colegios”, explicó Sofía Cid.

Además, para la ex seremi de Economía, los efectos de esta legislación se harán sentir en la educación pública, pues son 2.000 matrículas que deberán ser absorbidas si o si por instituciones municipales. En su opinión, esto deja muchas interrogantes, como por ejemplo, si el sistema municipal tiene capacidad real para recibir a la gran masa de alumnos que se moverá en 2018, y si es así, qué medidas deberán tomarse para enfrentar el proceso de cambio. 

“Consideremos solo el caso de estos 2.000 alumnos becados en Copiapó. Es una gran cantidad de alumnos, mayor incluso que la capacidad total del nuevo liceo de sector Paipote, que está en construcción y tendrá una capacidad para 1.500 alumnos. ¿Cómo se enfrentará el tema? ¿Los cursos de los colegios municipales tendrán más alumnos? ¿Qué pasará con la jornada completa, se podrá mantener? El gobierno podría tranquilizar a los padres y a la comunidad en general informando sobre estos y otros puntos”, precisó.

En relación a la preocupación manifestada por los padres y apoderados de los alumnos que asisten a estas instituciones, la personera expresó su más sincero apoyo ante la difícil situación por la que atraviesan. “La prioridad son nuestros hijos, como padres, aspiramos a que nuestros hijos sean mejores que nosotros y que tengan más y mejores oportunidades que nosotros; que tengan más oportunidades. Asimismo, queremos elegir libremente cómo educar a nuestros hijos y no que un funcionario en el Ministerio de Educación de manera arbitraria, y con leyes improvisadas lo haga por nosotros”, “La subvención escolar, es el único subsidio que recibe la clase media trabajadora y con esta ley se lo quitan” enfatizó Cid.



0 comentarios:

Publicar un comentario